Los Muertos Caminantes – Parte I: A.R. (Antes de Romero)

Viernes, 8 de abril del 2011 2:30 am comentarios

Si hay una temática clásica dentro del cine de terror, esa es la de los zombies: cuerpos sin alma que buscan comer lo que se les ponga adelante. A partir de hoy, todos los viernes repasaremos un poco de la historia de este subgénero.

Hace poco tiempo dejábamos de hablar de los Vampíros, esos seres de la noche de los que el cine se ocupó tanto. Ahora, el turno será de los muertos vivientes, quienes a diferencia de los primeros, nunca tuvieron el reconocimiento que se merecen… hasta hoy. Porque, si, ahora los zombies están de moda. The Walking Dead, la serie que AMC está emitiendo en los Estados Unidos es la punta del iceberg del momento, pero debajo hay muchas otras cosas: libros, comics, y, de lo que vamos a hablar:  muchas, muchas películas.

Pero antes de meternos en el género, demos una vuelta por el mito. La historia de los zombies arranca de la mano de W.B. Seabrook, un historiador que plasmó en su libro The Magic Island sus vivencias en Haití. Según el autor, él fue testigo de la resurrección de un muerto en manos de un hechicero. Seabrook escribe que los muertos vivos carecen de toda voluntad y son esclavizados. Esto fue el detonante para que en 1932 Kenneth Webb estrene en Brodway la obra teatral Zombie, inspirada en The Magic Island. A partír de ahí, la reacción en cadena comenzó y llegamos a la primer película de muertos vivientes de la historia, que es…

La Legión de los Hombres sin Alma (White Zombie, 1932)

Hay una sola palabra para esto, y es plagio. La historia es la siguiente. Zombie, la obra de Kenneth Webb, fue un fracaso y resistió en escena poco menos de veinte funciones. Por eso mismo, un vivo llamado Garnett Weston tomó las premisas de Zombie y las conviritó en un guión cinematográfico que dirigiera Victor Halperin. Pese a que Webb intentó frenar el estreno de La Legión… por considerarla un robo, no logró su cometido, y esta película de Bela Lugosi (¡como te queremos!) llegó a las pantallas. La historia nos hubica en Haití, lugar al que Neil Parker y Madeleine Short viajan de luna de miel invitados por el millonario Charler Beaumont. Pero en la isla, Beaumont se enamorará de la Sra. Parker- Short y su obsesión hará querer convertirla en zombie para que sea declarada muerta y luego de que su marido se vaya, revivirla y pasar la eternidad con su esclava. Para eso le pedirá ayuda al brujo vudú Legendre (Lugosi), pero él ya tenía pensados otros planes para los habitantes de la isla. La película, sólo parcialmente sonora, recibió críticas bastante negativas, pero actualmente es un clásico de culto infaltable para entender el cine de género.

The Walking Dead (1936)

Sin relación con la serie y el comic del que hablábamos antes, The Walking Dead nos presenta un hecho insólito: el zombie es el bueno de la historia. Si, porque esta película de Michael Curtiz (nada más ni nada menos que el director de Casablanca), plantea el regreso a la vida de un pianista que es ejecutado por un crímen que no cometió, pero del cual las pruebas de su inocencia llegaron tarde. Por eso, un científico loco se ofrece para regresarlo al mundo de los vivos, pero… ¿es eso correcto? Dilemas morales, mucho drama y poco terror en una película especialísima, diferente y aún hoy transgresora. Y si con todo esto no están corriendo a su videoclub especializado para alquilarla, les tiro un item más: el protagonista es el otro monstruo, Boris Karloff, otro infaltable del cine de terror de la década del 30 y 40.

Caminé con un Zombie (I Walked with a Zombie, 1943)

Esta película es considerada como uno de los mayores exponentes del cine de zombies. Y no es para menos, ya que la obra maestra de Jaques Tourneur logró plasmar todo el espíritu de este tipo de películas por primera vez, y este será el modelo que veremos muchas veces en el futuro. Claro, con cambios y giros, pero en escencia, todas las ideas salieron de aquí. La historia se centra en Betsy, una enfermera que va a cuidar a Jessica, la padeciente esposa de un magnate del campo. La mujer parece sufrir una especie de parálisis, y la enfermera, en un acto de bondad y amor desinteresado por el patrón (el esposo de la Jessica), decide someterla a un ritual vudú para revivirla. ¿Los resultados? No buenos, se imaginarán.

La Venganza de los Zombies (Revenge of the Zombies, 1943)

Como sabrán 1943 es un año clave para la historia, ya que en plena Segunda Guerra Mundial, el mayor aliado de Hitler, Benito Mussolini, se rinde ante los aliados dejando a Italia como un punto de ataque estratégico contra Alemania. Esto se vió en decenas de películas. Todos sabemos que los países suelen utilizar el cine como propaganda. Pero Steve Sekely dió un paso adelante. Este director filmó una obra en la cual un científico loco Nazi (el gran John Carradine) crea un ejército de zombies para que combatan en favor del Tercer Reich. Pero cometió un error, ya que convirtió en muerta viva a una mujer que no debería haber tocado…

Plan 9 del Espacio Exterior (Plan 9 From Outer Space, 1956)

Como verán, hubo un gran silencio entre La Venganza… y esta obra de Ed Wood (al menos de películas destacables), y es porque Estados Unidos, triunfante en la Segunda Guerra Mundial, aprovechó y explotó todo el cine bélico que pudo. Además, los musicales de Hollywood comenzaban a tomar impuslo y el cine iba hacia otro camino. Pero como todos iban hacia allá, obviamente Ed Wood tomó la dirección contraria y creó su obra maestra, Plan 9 del Espacio Exterior. Para que se den una idea, esta película fue elegida como la peor de la historia, aunque creo que injustamente. Por más mala que sea tiene algo que muchísimas otras no tienen: alma y corazón. Esta es la última película que protagonizó Bela Lugosi, quién vivía casi en la pobreza y bajo los efectos de su droga favorita: la morfina. La película cuenta el Plan 9 de los extraterrestres: bajar a La Tierra y convertir a los cadáveres en asesinos. ¿El motivo de la invasión?, los humanos estamos creando un conflicto universal debido a que tenemos armas que podrían poner en peligro el universo, como la bomba atómica y el Solaronite, un arma que-según los extraterrestres- destruirá el sol y, por ende, al resto de la galaxia. Mientras todos vivaban la gloria de la guerra, Wood, a su manera, la criticaba. La peor película es la que no deja nada, no seamos tan superficiales.

Hasta aquí llegamos en esta primera parte. El viernes que viene volveremos con los muertos caminantes bordeando la década del 70, años en los que Hammer explora el género y George A. Romero hace su aparición y cambia todo lo que ya estaba escrito.

@JuanCampos85

Etiquetas:

Comentarios

  1. [...] de ciencia ficción. Sin embargo, el cine de zombies se mueve por corrientes. Vean sino, en el informe anterior nos quedamos en 1956, año en el que se estrenó Plan 9 del Espacio Exterior, y hoy arrancamos diez [...]

Más Loco x el Cine